Si nos paramos a reflexionar, nos podemos dar cuenta de qué es lo que estamos pidiendo o reclamando cuando hacemos según qué tipo de acciones y qué es lo que estamos consiguiendo en realidad.⠀

Por ejemplo si mi jefe me grita o me pide el trabajo de malas formas y yo no le digo nada, simplemente me escondo, o bajo la cabeza y pienso “ya se lo encontrará”, o “cualquier día de estos me voy de la empresa”, o “cuando tiene estos días mejor no me cruzo con él”, y lo que quiero es que me trate con respeto, difícilmente va a pasar, ya que YO no me estoy respetando, estoy permitiendo que me traten mal, en este caso estoy mostrando a las demás personas cómo permito que me traten y probablemente sea lo que consiga.⠀

Sin embargo, si en lugar de pedir ese respeto, empezamos por demostrarnos que somos coherentes y nos respetamos, podemos hacer uso de la asertividad (si hacéis click podéis leer el post que publiqué sobre esto), pedir un espacio donde poder hablar sin interrupciones ni con otras personas delante y tener una conversación con esta persona, decir abiertamente que no pensamos tolerar ese trato hacia nosotr@s, un ejemplo con asertividad sería algo como:⠀

“Puedo entender que hay situaciones de estrés que no ayudan en la comunicación ni en el trabajo, pero me gustaría que si otra vez tienes que dirigirte a mí lo hagas en un tono cordial ya que para mi es importante y considero que ayuda a crear un mejor ambiente de trabajo para todos, gracias”⠀

Si conseguimos tener esta conversación, probablemente nos sintamos mejor ya que nos estamos cuidando, respetando, y es posible que al hacerlo, proyectemos como queremos que nos traten, y, aunque no sepamos qué es lo que pasará, lo que sí que conseguiremos es dejar de ser dependientes emocionales para pasar a estar en paz con nosotr@s mism@s.⠀

Nota: A veces necesitamos prepararnos para tener estas conversaciones y un coach nos puede ser útil en estos casos.⠀


http://www.aprendoaser.com/contactar
#AprendoaSER #Cuídate #Reclámate #Reflexiona #Lifecoaching



joanmanel1

Joan Manel Castillo,

Coach Profesional Certificado por ASESCO, CPC Num. 11064
Máster en PNL por la AEPNL